Los pioneros de Heilbronn.

Con ideas radicalmente nuevas y la atención claramente centrada en el usuario, Bär Cargolift se ha convertido en uno de los mayores fabricantes de plataformas elevadoras de Europa.

Para Bär Cargolift, una cosa está clara desde la fundación de la empresa en 1981: los clientes y sus necesidades determinan las soluciones. Bär solo fabricará el producto si este funciona perfectamente en la rutina laboral del cliente y proporciona un verdadero valor añadido. El constante perfeccionamiento y adaptación a las nuevas situaciones de uso siguen siendo el objetivo primordial. 

Muchos desarrollos surgen después de hablar con el cliente, localizar sus problemas y elaborar una solución a partir de todo ello.
Thomas Dürr Responsable de Ventas de D,A,CH y Key Account Management

La situación de utilización es tan particular como la tarea de transporte de cada cliente en los diversos sectores y ámbitos de uso. Estos incluyen, por ejemplo, la carga de contenedores con ruedas en lavanderías o el transporte de alimentos, además de europalets normalizados con transpaletas en el área de los oficios, técnicos y servicios. No obstante, hay algo que no cambia: todos los clientes potenciales buscan una solución eficiente que ahorre tiempo y energía a la hora de cargar y descargar su vehículo de transporte. Eso es lo que ofrece el VanLift FreeAccess de Bär de una manera excepcional.

Como el propio nombre «VanLift FreeAccess» indica, las plataformas elevadoras de este tipo se han desarrollado específicamente para el segmento de las furgonetas.  Para ello, los vehículos industriales compactos son especialmente apropiados, como la Sprinter, que combina la flexibilidad de un turismo con una gran carga útil.

Mediante el «FreeAccess», el usuario tiene acceso libre en todo momento a la zaga del vehículo. El cliente accede directamente a la superestructura, ya que la plataforma elevadora se puede abatir verticalmente, con lo que sus dimensiones se reducen a la mitad cuando se encuentra plegada. Además, al abatir el elevador se obtiene una plataforma sobre todo el ancho de la zaga que permite transportar objetos voluminosos. «Gracias a la transmisión simétrica de fuerzas al vehículo, pueden transportarse hasta 600 kg», dice Thomas Dürr. Otra característica importante es el telemando de serie, que permite manejar el VanLift de forma segura.

Una Sprinter y un elevador como salidos del mismo molde.

La Sprinter y el VanLift FreeAccess están unidos por más que un ámbito de utilización común. «Nos consideramos una parte integrante del vehículo», afirma Thomas Dürr durante la entrevista. «Cuando se lanza al mercado un nuevo vehículo como, por ejemplo, la nueva Sprinter, debemos ponernos a trabajar muy pronto con el departamento de diseño y desarrollo de Mercedes-Benz Vans para conocer las interfaces mecánicas y eléctricas»,

Uno de los objetivos de desarrollo consiste en montar el elevador sin modificar la carrocería. Para ello, el VanLift utiliza los alojamientos de serie para el gancho de remolque.

Sin embargo, el rasgo común más importante entre Mercedes-Benz Vans y Bär Cargolift es, y sigue siendo, el compromiso total con la fiabilidad del producto. Esto se aplica especialmente a la Mercedes-Benz VanSolution. «El cliente recibe un vehículo por parte de un único proveedor. Un producto en el que todos los componentes se encuentran armonizados», dice Thomas Dürr.

Queremos ofrecer la máxima calidad y, al mismo tiempo, impulsar la innovación, no solo para nosotros, sino también para nuestro sector.
Thomas Dürr Responsable de Ventas de D, A, CH y Key Account Management

Un vistazo detrás del telón de Gerd Bär GmbH.

Las mejores soluciones surgen juntas.

«Sin Daimler, la empresa Bär probablemente no existiría», dice Thomas Dürr. Ya en el año de su creación, en 1981, el fundador de la empresa, Gerd Bär, se puso en contacto con el mayor fabricante de vehículos industriales suabo, Daimler AG.

Tras un inicio exitoso con los de Düsseldorf, uno de los primeros furgones de Mercedes-Benz equipado con elevador giratorio de Bär, la historia siguió su curso. Desde 2006, el VanLift FreeAccess es un compañero inseparable de la serie Sprinter.

Una parte esencial de esta buena colaboración es el objetivo común de abrir nuevos caminos enfocados hacia el futuro. Esto es algo que también se puede apreciar dentro de la empresa:

Contamos con numerosos trabajadores motivados y con una larga experiencia y colegas jóvenes y ambiciosos. Hemos aprendido a unir diferentes caracteres y culturas para lograr una cohesión en la que nos ayudamos unos a otros. Este es un aspecto importantísimo en los tiempos que corren.

Tenemos un espíritu común. Consideramos a nuestros empleados parte de nuestra familia, pues no solo hacen su trabajo, sino que dedican un gran esfuerzo a nuestro producto.
Thomas Dürr Responsable de Ventas de D, A, CH y Key Account Management

Pensando en el futuro, Thomas Dürr comenta lo siguiente: «Actualmente, estamos trabajando en la interconexión de nuestros Cargolift con los vehículos. Todos nuestros productos disponen ya de control inteligente. En el futuro, se aumentará el valor añadido en cuanto a disponibilidad, seguridad y gestión de mercancías mediante una interfaz telemática».

Esto permite a los técnicos de servicio consultar un acta de errores digital. En el futuro, el jefe de la flota podrá informar sobre las posibles necesidades de mantenimiento a través de la telemática del vehículo.

En el futuro, la masa máxima autorizada de los vehículos continuará evolucionando en dirección a las 3,5 toneladas, ya que los campos de aplicación son cada vez más urbanos. Sin embargo, hay algo que no cambia: los exigentes requisitos con respecto a los vehículos de transporte.

En definitiva, un punto de partida óptimo para unir a Mercedes-Benz VanSolution y Bär Cargolift e impulsar su desarrollo.